Noticias

Novedades, Prensa y Multimedia

Veterano Anaconda, condecoración apta solo para corazones indómitos y valientes.

      A lo largo de la historia de la escuela de supervivencia Anaconda I se han licenciado más de 250 personas entre hombres, mujeres y jóvenes. Y no es casualidad que personas de distintas y distantes: edades, profesiones, nacionalidades, fe… opten por hacer un curso de supervivencia de la mano de los instructores que componen la relación de maestros en la Escuela de Supervivencia Anaconda I.
       Hay un nexo, mucho más fuerte que un simple interés por la aventura pasajera que pasará a formar parte de la larga lista de anécdotas y batallitas de sobremesa y barra de bar; ser un Veterano Anaconda significa tener corazón duro como la roca y sangre caliente como lava de un volcán.
      Un ejemplo claro de lo que representa ser un Veterano Anaconda es nuestro querido compañero y hermano Luis Blanco que se licenció en la promoción 15/18 donde, para reforzar nuestros argumentos, se licenció igualmente el flamante Ganador de Supervivientes 2015, Christopher Mateo.
       El Veterano Anaconda, D. Luis Blanco; médico, instructor de buceo “PADI”, y especialista en medicina subacuática; todo un aventurero y hombre que dedica su vida a salvar vidas. Sus servicios están siempre allí donde es susceptible de haber peligro poniendo en riesgo su integridad, para darse a los demás.
       Como comienzo del 2016 este hombre de grandes retos ha estado buceando en las profundidades de Aliwal Shoal en Umkomaan (sudafrica) nadando entre “Tiburones Tigre”; caníbales, de temible apariencia, fuerte capacidad para nadar y pariente de los temidos “Tiburones Blancos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *